Se celebra la Jornada de Vida y Familia, donde entregan a Tessy Autrey la Medalla Juan Pablo II al Mérito por la Promoción de la Vida y de la Familia

Se celebra la Jornada de Vida y Familia
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en email
Email
Compartir en print
Imprimir

El Pontificio Instituto Teológico Juan Pablo II para las ciencias del matrimonio y de la familia reconoció la valiosa labor de María Teresa Holschneider de Autrey en la defensa de la vida y la familia a través de la Institución Casa Yoliguani, I.A.P. haciendo entrega de la primera Medalla Juan Pablo II al Mérito por la Promoción de la Vida y de la Familia.

«Estamos convencidos que el trabajo de María Teresa Halschneider tiene gran valor e impacto social, por su compromiso a favor de la mujer, de la vida y la familia a través de la ayuda y acompañamiento que brinda a las mujeres embarazadas en situación de abandono. Esta encomiable labor es muestra de una vida, como la de Tessy, que se asume con pasión, compromiso y coherencia», ha señalado el Dr. Alejandro Landero Gutiérrez, director nacional del Instituto.

Casa Yoliguani se dedica a atender a mujeres embarazadas en situación de desamparo y brindarle todo lo que necesite para que dé a luz; desde casa, alimento, acompañamiento psicológico, atención médica e incluso capacitación en oficios que le permitan ofrecer a sus hijos, mejores oportunidades. Casa Yoliguani ha ayudado a más de 4mil mamás y a dado en adopción a más de 400 niños, ayudando a que el 90% de las madres yoliguani, conserven a sus hijos.

Como parte de dicha jornada y en el contexto de los festejos del 25 aniversario del Instituto Juan Pablo II en México, se presentó también el libro Minorías Creativas. El fermento del cristianismo. De Luis Granados e Ignacio de Ribera.

«En la sociedad actual, se palpa un sentimiento hondo de “nostalgia de la virtud”. La gente quiere, desea y anhela vivir valores altos, pero no todas las minorías creativas están despiertas u organizadas». Expresó el P. Gaspar Guevara Espinosa, L.C. vicepresidente de la sección mexicana del Instituto. Y citando al Papa Benedicto XVI, subrayó, que es necesario actuar en 3 ámbitos: «El primero en el ámbito religioso; en el diálogo ético, humano e intelectual entre las religiones. Segundo, en el sector educativo pues la Iglesia tiene mucho que ofrecer en la formación de las personas. Y un tercer nivel sería a través de la acción social, a través de las asociaciones civiles, las instituciones de asistencia, los apostolados, entre otros; pues la solidaridad es una condición de paz».

Finalmente, fue presentada la Exhortación apostólica Gaudete et exultate, del Papa Francisco en la cual, la Sociedad de Alumnos de la licenciatura en Ciencias de la Familia expusieron a sus compañeros los capítulos que la integran, con dinámicas que generaron la participación de todos.

El Pontificio Instituto Juan Pablo II para las ciencias del matrimonio y de la familia, tiene 26 años de presencia en México, 6 planteles y presencia en más de 20 ciudades del país y en sus filas, se suman más de 5 mil egresados en Ciencias de la Familia.

Información adicional


Maestría en
Ciencias de la Familia

Sigue leyendo

Solicita informes